Lolis Celis y el yoga infantil

Nací en la Ciudad de México y cuando era pequeña practicaba yoga. Recuerdo que había un jardín muy hermoso con árboles donde realizamos algunas asanas y respiraciones.

Posteriormente hacíamos el análisis de algunos libros, tales como: “Los grandes iniciados “. En realidad, no era un Yoga para niños, era un Yoga para adultos y yo era la única niña que asistía. Tenía 8 años. Desde entonces me enamoré del yoga y cuando no iba a la clase, hacía yoga en mi casa, así que se fue convirtiendo en parte de mí. Es curioso como los eventos en tu vida van marcando la pauta de lo que te convertirás mañana.

El yoga para niños no existía a principios de los 70s, así que viví un yoga para adultos que fui adaptando a mi ritmo y a mi personalidad. De pronto era muy dinámico y luego quieto y meditativo, con toques de introspección. Conforme transcurrió el tiempo, continué con mis prácticas de asanas que eran solo unas cuantas, pero descubrí que traían quietud a mi mente y eso era sumamente agradable. Tranquilizar mi mente, aunque fuera por un minuto, era tan reconfortante como si hubiera dormido 8 horas.

Al descubrir estas maravillosas vivencias, me di cuenta de que esto era lo que quería hacer por el resto de mi vida. Estudié la Licenciatura de Psicología Educativa y siempre en la práctica profesional incluía relajación y meditaciones con los niños que en esa época eran niños de educación especial o bebés que acudían a intervención o estimulación temprana con sus madres. Me parecía que era necesario siempre incluir y conjugar la parte científica tanto como la parte física y espiritual en cualquier práctica profesional. Así nació en forma muy orgánica “Mindful Reading Lectoyoga“ (un método para la adquisición de la lectura que incluye asanas, pranayamas para niños, prácticas de atención plena y gestión emocional) y “Babyoga” (yoga Pre-post natal y yoga mamá bebé).

Posteriormente estos métodos fueron entregados a niños y mamás con bebés que tienen una educación regular. En el 2004 estudié mi primera formación de maestros de 200 hrs en vinyasa. Más tarde me preparé como maestra de yoga prenatal y post natal en el linaje de Kundalini Yoga por lo que Babyoga fue evolucionando, apoyando a las madres con Yoga pre y post natal.

Desde el 2017 me encuentro estudiando Anusara Yoga que al igual que kundalini yoga me mostraron una filosofía que reafirma la vida, que busca enaltecer la presencia y totalidad del aquí y el ahora; la divinidad manifestándose en cada bebé que nace y en cada madre que acuna, en cada estrella y mariposa, en cada flor y en cada amanecer.

¿Qué podemos encontrar en tus clases de Yoga International?

En las clases de yoga que comparto, vivo y experimento justamente esa convicción, la maravilla de sentirte presente, celebrando y honrando la vida. Las asanas son herramientas de  auto indagación, son el medio para mover la energía que somos y nuestra capacidad para transitar con mayor consciencia y gozo. Cada movimiento y respiración nos invita a experimentar el pulso del universo y nosotros como parte de este. Son clases que incluyen posturas, reflexiones, meditaciones y un empoderamiento de la mujer para saberse suficiente para criar a su bebé, crear un vínculo amoroso y saber ser creadora también de una sociedad más consciente. También comparto meditaciones que invitan a reconocer el poder creador del universo que vive dentro de nosotros y la bondad, amor, certeza que somos las madres y que podemos ser sensibles a ello.

¿Qué piensas hoy en día sobre el yoga?

La sociedad está justo en el momento para reconocer que nos debemos cada uno de nosotros cuidado y responsabilidad de salud en todas las dimensiones, así como la responsabilidad de  cuidar a otros. El yoga provee pasos muy específicos de cómo podemos lograrlo. Yoga hoy más que nunca se dimensiona en forma de espiral ascendente para que cada vez más personas nos presentemos como portadores de la nueva visión más responsable de nosotros y del medio ambiente.

¿Qué te gusta hacer además de yoga?

Me gusta pintar, leer, bailar y cantar, regar mis plantas, platicar con mi familia y crear proyectos nuevos.

Acerca del maestro

• Directora de My Yoga Kids Evolution Center, Psicóloga Educativa, E-RTYT 200 y RCYT (Registered Children... Leer más

Relacionados