2

Equilibrar y purificar el cuerpo sutil

Comenzaremos concentrando la atención en el toque de la respiración al entrar por la nariz, y expandir esa sensación al movimiento del aliento desde la nariz al espacio de la frente. Luego pasamos a una respiración alterna meditativa, sin utilizar la mano. Por último volvemos a la respiración atendiendo al flujo entre el espacio justo fuera de la nariz, hasta la frente. Aquí podemos invitarles a integrar So Ham. Antes de iniciar la meditación nos tomaremos un momento para dar una breve instrucción sobre las diferentes formas de sentarse y daremos una breve explicación sobre el efecto de la respiración alterna.

Acerca del Maestro

teacher avatar image
Maria-Luisa Chea
María Luisa Chea, ERYT 500; AHC Con entusiasmo y dedicación, Maria Luisa comparte los conocimientos recibidos... Leer más